En el marco de las actividades con motivo del Día Internacional de la Mujer, el pasado viernes 17 de marzo recibimos la visita de María Monje, la primera mujer bombera de Almería.

Desde el Departamento de Igualdad se organizó un acto que llevaba por título “Sigue habiendo pioneras”. María Monje accedió muy amablemente a acompañarnos e hizo pasar un rato inolvidable al alumnado de la E.S.O. y Formación Profesional.

María  comenzó su intervención haciendo alusión al hecho de que ella es mujer y madre (de dos niños pequeños) y eso no le ha impedido conseguir lo que se había propuesto años atrás, “ser bombera”. Tras cinco años de dura preparación y con la edad de 36 años, María consigue aprobar las oposiciones y se convierte en funcionaria del Cuerpo de Bomberos de Almería. Ha cumplido su sueño, ahora tiene un trabajo fijo y puede dedicarle mucho más tiempo a su familia.

Después de hablar de su vida, María mostró al alumnado fotos y vídeos con intervenciones de los bomberos en las que ella había estado presente, y quiso remarcar el buen ambiente que hay con sus compañeros. Además los jóvenes le formularon algunas preguntas sobre su trabajo.

 

María, con su visita y sus palabras, ha dejado muy claro que cuando algo se quiere y se lucha por ello se consigue. El esfuerzo, la perseverancia y la dedicación son las armas para el éxito de cualquier persona, mujer u hombre.